Skip navigation Scroll to top

VALUES WORTH SHARING
Scroll to top

Gestión sostenible en LGT

La gestión sostenible es una actitud empresarial fundamental de LGT. En el área de la protección del medio ambiente y la prevención del cambio climático nuestra contribución tiene lugar a diferentes niveles. En todas nuestras actividades contamos con empleados que se identifican con nuestros valores y se comprometen a largo plazo con nuestros clientes, nuestra compañía, la sociedad y el medio ambiente.

Nuestro compromiso en materia de gestión sostenible abarca las tres áreas clásicas de la sostenibilidad: gobierno corporativo (G), social (S) y medio ambiente (E).

E significa entorno medioambiental: gestión sostenible para un medio ambiente sano

Nuestros principios para una gestión corporativa sostenible y para la prevención del cambio climático están definidos en el Código de Conducta de LGT. Comprenden una gestión cuidadosa de los recursos naturales, la optimización de las actividades corporativas para reducir el consumo de energía, así como medidas de prevención del cambio climático.

  • Gestión de edificios: Nuestra gestión de edificios está orientada de manera consecuente hacia la sostenibilidad, desde la fase de proyecto y construcción, pasando por la puesta en servicio y el funcionamiento diario, hasta el mantenimiento y las posteriores reformas. Un ejemplo de ello son la reforma integral de nuestro edificio corporativo de Zúrich, que concluyó en 2016 y fue realizada según el estándar Minergie, y el mantenimiento de dicho edificio con un uso eficiente de los recursos.
  • Auditoría y optimización de explotación: En el área de la protección medioambiental y la prevención del cambio climático, el foco está centrado en aumentar la eficiencia energética. En los edificios de Ginebra y Zúrich, por ejemplo, los sistemas de calefacción y refrigeración utilizan exclusivamente agua del lago, y en Liechtenstein, aproximadamente el ocho por ciento del consumo anual de electricidad se cubre con una instalación fotovoltaica.
  • Compensación: Compensamos las emisiones inevitables de CO2 procedentes de las actividades de la empresa y los vuelos de viajes de negocios. También con fines de compensación apoyamos actualmente el proyecto de una pequeña central hidráulica en Honduras, lanzado por South Pole Group.
  • Reinversión del reembolso del impuesto sobre emisiones de CO2: Desde 2012 donamos las sumas que recibimos en LGT como reintegro del impuesto sobre el CO2 a la Fundación Suiza del Medio Ambiente (Klimastiftung Schweiz). Esta fundación presta ayuda a pequeñas y medianas empresas (PYMES) en Suiza y Liechtenstein para la implementación de medidas de eficiencia energética y proyectos innovadores que contribuyen a la prevención del cambio climático.
  • Movilidad: Para reducir el número de viajes de ida y vuelta al trabajo y de traslados por motivos de trabajo, LGT promueve la utilización del transporte público. En diferentes lugares hay bicicletas a disposición de los empleados, y los clientes y empleados pueden recargar las baterías de sus vehículos eléctricos en las estaciones de recarga propias de la empresa.
  • Adquisición sostenible: A la hora de comprar valoramos en gran medida aquellos productos que cumplen nuestros principios de sostenibilidad desde la etapa de producción hasta el reciclaje. Exigimos a nuestros proveedores el cumplimiento de los diez principios del Pacto Mundial de Naciones Unidas (Global Compact), que también LGT ha ratificado. También esperamos que los subproveedores de nuestros proveedores cumplan estos principios en las áreas de normativa laboral, derechos humanos, temas medioambientales y lucha contra la corrupción.

 

S significa social: compromiso con la sociedad y los empleados

Tanto nuestros empleados como la empresa misma contribuyen en diferentes áreas y a diferentes niveles al desarrollo positivo y sostenible de la sociedad.

  • Con el Programa de voluntariado de los empleados (Employee Volunteering Programm, EVP) les permitimos realizar trabajos voluntarios a favor de las personas menos privilegiadas o para la protección del medio ambiente. Alrededor del cinco por ciento de los empleados han participado en diferentes acciones del EVP en los últimos cinco años.
  • Desde 2014 LGT reconoce el compromiso de las organizaciones benéficas en Liechtenstein con el Premio LGT al compromiso social. Este premio, dotado con 50 000 francos suizos, se concede cada dos años a organizaciones sociales de Liechtenstein.
  • Desde 2016 LGT es socio de la asociación de utilidad pública Drink & Donate (drink-and-donate.org).Bajo el lema «Bebe agua del grifo, apoya proyectos hidráulicos», animamos a nuestros empleados a renunciar al agua mineral embotellada y beber agua corriente. Además, todos los años donamos 100 000 francos suizos a proyectos de agua potable de Drink & Donate, seleccionados por los empleados.
  • Ponemos a disposición de nuestros empleados una variada y completa oferta de programas de formación y perfeccionamiento internos y externos, por ejemplo, en la LGT Academy, nuestra propia organización de formación profesional. En Liechtenstein y Suiza permitimos a jóvenes que han completado su formación acceder a la vida profesional de diversas formas orientadas a la práctica.
  • En 2014 establecimos la gestión de salud corporativa LGT Vitality, con el objetivo de fortalecer de forma sostenible la capacidad de rendimiento y la salud de nuestros empleados.

G significa gobernanza: buena gestión empresarial para crear confianza y estabilidad

Para LGT, una dirección corporativa responsable y efectiva es un elemento esencial, así como la condición previa indispensable para ganar y reforzar la confianza de sus clientes y empleados, y también la de los propietarios de la empresa y otras partes interesadas.

El Código de Conducta de LGT: nuestro sistema de valores común

Nuestra política de empresa se caracteriza por rendimiento, profesionalidad y juego limpio, así como por altos estándares éticos. Nuestro Código de Conducta define un estándar mínimo que se debe cumplir, incluso cuando las leyes nacionales sean menos exigentes. El Código de Conducta de LGT fija los estándares éticos y profesionales para todos los empleados, así como para los miembros del Consejo de Administración y de la Fundación.

«Hace muchos años que la gestión de nuestras instalaciones se rige por criterios sostenibles. Desde 2010, LGT tiene un balance neutro de CO2, y estamos decididos a seguir reduciendo continuamente nuestra huella ecológica en los próximos años».

André Lagger, CEO LGT Financial Services